El torero de Alicante cortó dos orejas en en su debut en el coso de Colmenar Viejo. 

José María Manzanares toreó con gusto a la verónica a su primer toro. Incierto y con mucho peligro, no se entregó en ningún momento, mientras que Manzanares expuso y realizó una faena de entrega y disposición . El de Algarra, incierto y mirón, no regaló una embestida. JMM paseó la primera oreja de la tarde.

El diestro alicantino recibió de manera magistral al quinto de la tarde al que cuajó a la verónica y despachó de una torera recoleta. Brindó el toro a Ginés Bartolomé y tras el brindis realizó un inicio de faena sobre el tercio. El animal, a pesar de acusar su falta de fuerza, tenía calidad y Manzanares logró sacar todo lo que tenía dentro. Ligó en redondo con la derecha tandas llenas de emoción, pero fue sobre la izquierda cuando él publicó se rindió a los naturales. Cortó su segunda oreja.