El jurado concede por unanimidad el galardón al diestro por su actuación el pasado jueves, en la que cortó cuatro orejas en el coso de Los Califas.
José María Manzanares ha sido designado ganador del Trofeo Manolete, que distingue al torero triunfador de la Feria de Córdoba. El jurado ha decidido concedérselo por unanimidad, por su actuación el pasado jueves en el coso de Los Califas, donde cortó cuatro orejas en una actuación histórica con dos faenas de alto calado, la mejor de ellas realizada a su primer toro, de la ganadería de Juan Pedro Domecq, que además fue rematada por una estocada casi entera recibiendo.
Los encargados de analizar la Feria valoraron también las actuaciones en el ciclo de José Luis Moreno el miércoles y la de El Juli el viernes, en las que ambos consiguieron cortar tres orejas. Pero el jurado se decantó por el rotundo éxito del diestro alicantino, a la que se añadió la gran actuación de su cuadrilla: Curro Javier, Juan José Trujillo y Luis Blázquez.
En las 62 ediciones celebradas, el Trofeo Manolete se ha entregado 32 veces y ha quedado desierto otras 30, siendo solo 22 matadores los que lo poseen. Antes de Manzanares, el último fue José Tomás, que lo logró en el 2009. El galardón se concedió por primera vez en 1950, año en el que se creó. El premiado fue José María Martorell, que lo conseguiría posteriormente en otras dos ocasiones. Solo él, Manuel Cano El Pireo y Juan Serrano Finito de Córdoba lo han conquistado en tres ocasiones.
El trofeo es una réplica en plata de la escultura de Alice Wiedembrueg, que obtuvo el primer premio en la Exposición Nacional de Arte Taurino en 1948 y que será pieza fundamental del Museo Taurino una vez que se reabra.